Embarazo no deseado: ¿qué es y cómo afrontarlo?

Un embarazo no deseado supone tanto para el hombre como para la mujer, un acontecimiento inesperado, donde puede que no se hayan tomado las precauciones necesarias y llega el momento de tomar una decisión muy importante, seguir adelante o interrumpir el embarazo. Para saber qué camino escoger, lo mejor es informarse de todas las posibilidades, para así no equivocarnos.

Los principales casos de un embarazo no deseado suelen presentarse en parejas adolescentes, aunque la edad no importa, los más jóvenes suelen ser los más afectados, quienes por su inexperiencia y su temprana edad no conocen los métodos anticonceptivos, o en su defecto, se han corrido riesgos innecesarios.

que_es_embarazo_no_deseado

¿Qué es el embarazo no deseado?

Ante esta situación tan delicada, debemos hacer una pequeña distinción entre el embarazo no deseado y el embarazo no planificado, la diferencia entre estos dos tipos de embarazo reside en la predisposición de los padres a seguir adelante con el embarazo, en la primera circunstancia, los padres de ninguna forma desean continuar con la gestación y buscan algún método de aborto, mientras que el embarazo no planificado, es un acontecimiento imprevisto, pero dónde los padres no descartan la oportunidad de tener un hijo.

En cualquier circunstancia, existen centros de planificación familiar, donde se ofrece un asesoramiento tanto a adolescentes como a adultos para dar apoyo a esas parejas que no llegan a un acuerdo o a aquellas que se encuentran frente a una difícil situación.

Principales motivos y causas del embarazo no deseado

– Inexperiencia sexual. Debido al bajo conocimiento sobre educación sexual de una pareja adolescente, pueden tomarse medidas poco prudentes, pudiendo producirse un embarazo no deseado entre menores. Además de esto, el consumo de alcohol y drogas entre los más jóvenes puede derivar en relaciones sexuales no planificadas y por lo tanto en un embarazo prematuro.

– El desacuerdo entre la pareja. El embarazo suele ser un hecho lleno de felicidad cuando las dos personas han tomado una decisión y están dispuesto a traer una vida al mundo, pero cuando una de las dos personas, no está dispuesta a enfrentarse a esta responsabilidad, aparecen opiniones muy dispares frente al embarazo no deseado.

– Las situaciones de riesgo. En ocasiones, el estado de salud de la mujer puede ser determinante para esta decisión. Si la madre padece alguna enfermedad o el embarazo ha sido tan prematuro, que pueda poner en riesgo la salud de ambos, puede ser que tener un hijo no sea la mejor opción en ese momento.

– Abusos sexuales. En el peor de los casos, puede producirse una relación sexual sin el consentimiento de una persona, siendo está una de las causas más justificadas para el aborto, ante este caso tan extremo, la decisión seguirá siendo única y exclusiva de la madre.

 

embarazo_no_deseado_1

Aspectos a tener en cuenta en la toma de decisión ante un embarazo no deseado

En muchos países existen ciertas restricciones del aborto en los adolescentes, quienes requieren del consentimiento de un padre, madre o tutor legal para la aprobación de un aborto. Esta reforma se debe a las elevadas cifras de aborto que se registraron en los últimos años, dónde la gran parte de abortos eran producidos por parejas adolescentes.

Los sentimientos y emociones de los padres juegan un papel fundamental en esta toma de decisión, pues su predisposición a ‘traer una nueva vida’ al mundo será decisiva, podemos estar rodeados de amigos y familiares que serán capaces de aconsejarnos y apoyarnos en estos momentos difíciles, pero seremos nosotros quienes tomen la decisión final, y aunque existen grandes obstáculos que pueden dificultar este acontecimiento, ya sea el estado emocional, los problemas económicos, las creencias religiosas, la situación familiar o el desacuerdo entre ambos, deberemos valorar todas las posibilidades.

Cómo prevenir un embarazo no deseado

Existen gran cantidad de métodos anticonceptivos para evitar o prevenir un embarazo no deseado: un preservativo, sea para hombres o para mujeres, una píldora anticonceptiva, un diafragma, un parche o implante anticonceptivo y algunos otros recursos como el DIU o la vasectomía entre los métodos que requieren el trabajo de un especialista médico. Otra de las posibilidades a tener en cuenta es la píldora anticonceptiva de emergencia (PAE) o como se la conoce comúnmente ‘la píldora del día después’, que como bien indica su nombre, solo podrá tomarse durante los tres primeros días al coito. Aunque algunos de estos anticonceptivos tengan un elevado coste para algunas parejas adolescentes, cabe destacar, que la responsabilidad de un embarazo no deseado recae en la pareja y en la relación sexual, por lo que la falta de conocimiento y educación sexual no les exhibe en ningún caso de su responsabilidad.

embarazo_no_deseado_prevenir

Se entiende que, ante un acontecimiento tan inesperado, la toma de decisión supone una ardua tarea, donde existen factores que dificultarán la elección de una de las dos posibilidades. La mejor elección ante estos casos, es visitar la consulta de un profesional especialista en esta materia, quienes serán capaces de aconsejar e informar a las parejas que se encuentren en esta situación de todas las posibilidades a tener en cuenta, de los diferentes métodos de aborto y anticonceptivos y siempre orientarnos hacia aquello que más nos convenga, sabiendo en todo momento que la decisión final corre a cuenta de los padres y que significará lo mejor para uno mismo.

Tanto si estamos decididos a continuar con el embarazo no deseado o interrumpirlo, podemos llegar a arrepentirnos, por lo que la mejor opción es intentar calmarse y pensarlo con detenimiento. El aborto es algo definitivo, no hay marcha atrás, sin embargo, si estamos dispuestos a tener un hijo y por alguna razón no estamos satisfechos con esta decisión, existe la posibilidad de dar al niño en adopción, una posibilidad puede que discutible, pero valorable según la situación de los progenitores.

Llegar a este punto puede suponer algo muy complicado, por lo que consideramos que sea cual sea la decisión final, ambas soluciones habrán sido meditadas, por lo tanto, se habrá escogido el camino correcto. El embarazo no deseado puede implicar intereses incompatibles, por un lado, traer una vida al mundo es un acontecimiento maravilloso, pero, por otro lado, significa dejar de lado muchos de nuestros proyectos de futuro, es una decisión muy importante en nuestra vida, y solo uno mismo será capaz de elegir lo más correcto.

Recent Posts